klass consumidor

KLASS evoluciona por la salud del consumidor

Es la temporada de los asados que tanto disfruta el consumidor hispano; es la época de la playa, la piscina y los juegos al aire libre. Y este verano, la temperatura ha subido aún más con la celebración del gran evento futbolístico del Mundial en Rusia.

Con todas estas actividades, los hispanos buscan bebidas bien refrescantes y si son 100% naturales para cuidar su salud, aún mucho mejor. En este caluroso verano, las aguas frescas de KLASS llegan como una refrescante opción que no tiene rival porque se convirtieron en la primera y única marca de la categoría de bebidas en polvo, en el mercado hispano, con ingredientes 100% naturales.

Para lograr su objetivo de ofrecer aguas frescas de excelente calidad más allá del sabor, la marca KLASS decidió evolucionar apostándole a la salud del consumidor. Transformaron el proceso de elaboración de sus productos y eliminaron los endulzantes, colores y sabores artificiales.

Según la agencia de investigación Global Data, el consumidor de hoy en día continúa buscando productos que le permita tener una vida más saludable. Se está alejando cada vez más de productos altamente procesados y con ingredientes artificiales y favoreciendo aquellos que usan ingredientes naturales en su fórmula.

El 94% de los consumidores en EEUU están interesados en bebidas y alimentos con atributos naturales, particularmente dentro de la categoría de bebidas en polvo. El principal reto para los productores de esta industria es desarrollar productos con ingredientes naturales sin sacrificar sabor ni conveniencia.

Las marcas que están innovando dentro de este segmento, están aportando en gran medida al desempeño de la categoría de bebidas en polvo, una industria de $1,300 millones en Estados Unidos.

“Lo que hicimos fue dejar de preocuparnos por nuestros competidores y más bien poner toda la atención a nuestros consumidores y a nuestras ventajas competitivas. Queríamos ser pioneros y separarnos de las acciones que estaba tomando nuestra competencia en general, que iban mucho enfocadas al precio”, dijo Jorge Kovacs, country manager de la empresa KLASS Time, a la revista Abasto.

La empresa nació en México en 1982 dedicándose a la fabricación de bebidas en polvo y confitería para empresas transnacionales y en 1998 nace la marca KLASS al detectar la oportunidad de exportar productos tradicionales de alta calidad al mercado hispano de Estados Unidos.

La marca logró un crecimiento exponencial debido a la apertura de más mercados y más distribuidores en todo el país. Su producto comenzó a posicionarse fuertemente entre el consumidor hispano y desarrollaron un mayor portafolio para satisfacer a todos los consumidores sin importar su origen étnico.

Hace un año decidieron darle un vuelco a la empresa para enfocar sus esfuerzos en ofrecer al consumidor un “producto mucho mejor”.

KLASS realizó demostraciones del nuevo producto en numerosas tiendas para conocer la opinión de los consumidores hispanos.

El camino que tomaron fue seguir la tendencia que está tomando fuerza en el mercado del “clean label”. “Lo que siguió fue el trabajo de desarrollo, primero ver si realmente podíamos desarrollar un producto que siguiera manteniendo lo que nos ha caracterizado toda la vida que es la calidad y el sabor”, destacó Kovacs.

Identificaron nuevos proveedores de productos naturales para la elaboración de las aguas frescas, realizaron los estudios comerciales, renovaron su imagen y pusieron a prueba sus aguas frescas naturales con grupos de consumidores para estar seguros de que sus bebidas en polvo siguieran ofreciendo la calidad y el sabor que tanto les gusta a los hispanos.

Carlos Hernández, director de ventas nacionales, dijo a Abasto que los comentarios recibidos de los grupos de sondeo y de los compradores en los puntos de venta les dieron la razón.

“Con KLASS, no se ven los vasos manchados cuando te lo terminas. Eso me dice que no tienen colores artficiales”; “Ese saborcito al final que dejan los otros productos sabes que no es bueno para tu salud. Con KLASS eso no pasa, ¡se siente el azúcar natural!”; “¡Qué rica está el agua fresca de Limón! Sabe igual a que si yo hubiera cortado un limón de mi jardín y lo hubiera preparado en agua”, son algunas de las opiniones dadas por hispanos que tuvieron la oportunidad de degustar las aguas frescas de KLASS Natural en su periodo de prueba.

3 Maneras de optimizar sus ventas de bebidas y alimentos

“Hoy sabemos que el hispano es alguien que va al punto de venta, que toma el producto del anaquel, le da vuelta al empaque para leer la etiqueta, la tabla nutricional y los ingredientes. Nos sentíamos bien responsables de ser los que le ofreciéramos el mejor producto con ingredientes que beneficiaran su salud”, dijo a Abasto, Pamela Díaz, gerente de marketing de KLASS en Estados Unidos.

De esta manera, los 21 sabores que forman parte de la línea de KLASS Aguas Frescas evolucionaron en todas sus presentaciones eliminando los endulcorantes, colores y sabores artificiales de sus ingredientes.

Preparándose para el verano, una alta temporada para el consumo de bebidas frescas, KLASS destinó un equipo de ejecución de más de 100 personas a nivel nacional que día a día visitan los principales puntos de ventas asegurándose de dar el mejor servicio a la tienda y la excelencia en presentación de sus marcas.

De esta manera KLASS se asegura que las aguas frescas 100% naturales mejores para su salud refresquen a todos los hispanos en esta época de mucho calor y de grandes emociones por la Copa Mundial de Futbol en Rusia.

Acerca de Hernando Ramírez-Santos

mm
Coordinador Editorial y de Redes Sociales, Abasto Magazine. Periodista con más de 30 años de trabajo en formatos impresos, digitales, radio y television.

Lea También

Las sevillanas-factory

Las Sevillanas, una dulce historia de éxito

No hay nada más tradicional que el dulce de leche, las natillas o las obleas …

Deja un comentario

X